19.2 C
Talavera de la Reina
miércoles, julio 6, 2022
DBarrioDBarrio

Carlos Costa, presidente de LGTBora: “No es lo mismo ser LGTBIQ visible en mi campo, que serlo en otros trabajos”

Carlos Costa, presidente de LGTBora
Carlos Costa, presidente de LGTBora.

¡Hola! Me llamo Carlos Costa y soy el presidente de LGTBora. Aunque no soy talaverano de nacimiento, siento esta ciudad como mía, ya que me ha acogido con los brazos abiertos desde el minuto uno en que llegué. Soy presidente de la asociación desde hace tan sólo un año, aunque llevo muchos en el activismo queer, y tengo puestas mis energías e ilusión en este proyecto.

Para quien aún no conozca a LGTBora, es la asociación LGTBIQ+ de Talavera de la Reina y su comarca. Trabajamos por la igualdad y los derechos de todo el colectivo, de todas y cada una de las siglas del mismo, en este territorio. Nuestro objetivo principal es que todas las personas del colectivo que viven en Talavera y alrededores se sientan libres de ser quienes son, estén protegidas y encuentren una red de apoyo social sólida.

Para ello, nuestra sede (en el antiguo colegio de la milagrosa), tiene sus puertas abiertas para recibir a todas, todes y todos. A lo largo del año desarrollamos actividades culturales, asesoramos sobre distintos temas de las realidades “queer”, realizamos concentraciones protesta (si así lo requieren las circunstancias), llevamos a cabo encuentros LGTBIQ+ en nuestra sede y fuera de ella, organizamos el orgullo LGTBIQ…, en definitiva, ¡no paramos de movernos! O, al menos, lo intentamos.

Si deseáis contactar con nosotres podéis hacerlo bien por redes sociales (¡las tenemos todas!) O bien pasando por nuestra sede, por nuestros eventos, no tengáis vergüenza ni reparo, ¡os esperamos! Somos una asociación abierta, que acoge a todas las personas que lo deseen.

  • ¿Cómo es la realidad para una persona LGTBI en Talavera?

Me duele definirlo así, pero diría que es una realidad triste, porque aún hay mucha gente con miedo, que es agredida física y verbalmente, que no puede salir de armario, que no puede dar de la mano a su pareja por la calle, porque no es capaz de decir en el trabajo que es gay, lesbiana, bisexual, transexual binario/a, pansexual, no binarie, género fluido, porque no puede expresar en su familia su identidad o sus sentimientos…porque, aunque hemos avanzado mucho, aún queda gente que sufre y, ninguno de nosotres será libre hasta que lo seamos todes.

Por lo tanto, a día de hoy, podría definirla como triste pero, ¡por favor! que esto no suene pesimista, que esto suene como un reto: el reto vital de conseguir que Talavera sea una ciudad de libertad, ejemplo de que todas las personas vecinas somos iguales en nuestras diferencias.

  • ¿La normalidad aún está lejos?

Personalmente no me gusta la palabra normalidad, pues se ha empleado como excusa para quemarnos, para darnos electroshock, para llamarnos enfermos, para encarcelarnos y, a día de hoy se sigue utilizando para castigar y herir…no hay nada normal. ¿Qué es ser normal? ¿Quién quiere ser normal? Lo normal implica norma y la naturaleza no entiende de normas. No quiero decir que no seamos normales, quiero decir que el concepto normalidad siempre se ha utilizado para hacer daño, para separar entre “ellos y nosotros” y no considero que exista tal normalidad.

Sin embargo si nos preguntamos si la igualdad y el respeto están lejos te diría que en gran parte hemos conseguido, en base al esfuerzo de muchos activistas LGTBIQ+, acercarnos, pero queda mucho recorrido aún. Recordemos que hace a penas un año Samuel fue asesinado al grito de MARICÓN.

  • Menos del 50% de las personas LGTBI son visibles en su trabajo. ¿Cómo afrontáis eso?

Con indignación y pena, pero sobre todo con mucha empatía y comprensión. Es muy difícil ser visible en un entorno donde las personas que trabajan contigo no han sido elegidas por ti, si no impuestas, y no sabemos cuál va a ser su respuesta ante tu identidad, si es seguro mostrar quién eres.

El colectivo ha aprendido a ocultarse, a volverse camaleónico en muchas circunstancias: yendo de noche solos por la calle, en el trabajo, delante de los abuelos…¿por qué? Volvemos al tema central de siempre: el miedo, la propia supervivencia. En el trabajo, además, existe otra variante: es lo que nos da de comer.

No queremos problemas, queremos tranquilidad, ¡que ya bastante tenemos con el estrés que nos suelen generar los trabajos como para encima ser discriminados y/o atacadas! Repito: LGTBora está abierta para todas las personas que necesiten apoyo o asistencia, por supuesto también en el campo laboral en materia de miedo y/o mobbing.

  • ¿Crees que puede depender de la profesión?

Absolutamente. No es lo mismo ser LGTBIQ visible en mi campo, por ejemplo, que es el teatro, el arte dramático, que serlo en otros trabajos. Por supuesto que “en todos los sitios cuecen habas”, que la lgtbiq+fobia es una enfermedad terrible que, de no curarla a tiempo y cortarla de raíz, se extiende como la peste, pero lo cierto es que hay profesiones en las que, quizás, podemos ser más libres. Aunque ahí también podemos meternos en el melón de la discriminación positiva pero eso para otra ocasión, que me enrollo mucho…ja,ja.

  • Hace poco CLM aprobó la primera ley LGTBI. ¿Cuál es el siguiente paso?

Es un gran paso pero hay que aplicarla de verdad. Es una ley que necesitábamos con mucha urgencia. No puede ser que las agresiones queden sin respuesta, por ejemplo. Ni que nadie cuestione quién eres de verdad. Necesitamos no tener más miedo. Necesitamos SER.

  • Sabemos que la vacuna contra el VPH la cubre la seguridad social solamente en mujeres, pero si los niños quieren ponérsela deben abonar. Ambas partes son parte de esta enfermedad. ¿Qué opinas?

Sólo diré lo siguiente: sanidad pública y de calidad.

  • En LGTBORA ¿asesoráis contra esta enfermedad y otras?

Por supuesto. En nuestra asociación tenemos un grupo de trabajo de personas sanitarias para el asesoramiento de esta enfermedad y de todas las demás, que trabajan mucho para que siga funcionando, al pie del cañón.

  • Últimamente se está dando más visibilidad en los medios a la LGTBIFobia en sus diferentes formas. ¿Crees que han aumentados las agresiones o simplemente los medios dan más visibilidad?

Mitad y mitad. Por supuesto que la lgtbifobia ha aumentado, eso está ahí, las estadísticas no mienten, hay discursos de odio lanzados desde la política que además hacen mella en la sociedad, legitiman la discriminación y vivimos en un mundo crispado, con mucho odio por las calles, pero es cierto que, además ya no nos callamos, respondemos, denunciamos… siempre, siempre, siempre hay que denunciar, aunque nos dé miedo hacerlo.

  • ¿Ves que ha cambiado la sociedad significativamente en las ultimas décadas?

A ver, claramente algo ha cambiado para mejor, podríamos decir…¡pero es que llevamos siglos en la tierra! ¡Faltaría más! Claro que evolucionamos, y ha sido  y es gracias a todas las personas que se han partido la cara, (y a quienes les han partido la cara) a las que estaremos inmensa y eternamente agradecidas para allanar el camino por el que las demás personas del colectivo ahora transitamos de una forma un poco más fácil. Ya no nos fusilan, ya no nos meten en la cárcel…pero ¡ojo! Ningún derecho se conquista para siempre. 

  • No hace mucho era noticia una deportista por ser trans y jugar en un equipo femenino. Esto generó bastante polémica y debate. Esto es un paso a la visibilidad y la normalización, pero ¿es suficiente?

El simple hecho de que la noticia generase polémica y debate ya lo dice todo. Hay que seguir y seguir y seguir caminando, no parar hasta que las personas LGTBIQ+ estemos en todos los lugares que nos pertenecen por derecho, como al resto de las personas. No pedimos ni más ni menos.

Además puntualizo: no entiendo de deporte, pero desde luego la separación por sexo y/o género en él la entiendo menos.

  • Mójate, ¿crees que las administraciones están a la altura de las necesidades de la sociedad?

No. Algunas sí, y las conocemos. Hay quienes pelean a nuestro lado, quienes llevan nuestras peticiones a la realidad, no voy a desmerecerlas ni muchísimo menos, pero queda mucho, muchísimo que hacer. Recordemos que las instituciones las hacemos (o deberíamos hacerlas) todas, todes y todos. Todo lo institucional debería beber de las calles, de la realidad, siempre.

  • Las personas que acuden a LGTBora qué encontrarán

Libertad, cariño, lucha, activismo, redes sólidas humanas… ¡Y muchas banderas por “tos laos”! ja, ja. No, en serio: venid, os necesitamos, NOS necesitamos.

  • Y, por último, pero no menos importante, un deseo…

Podría decir que acaben las guerras, que la paz cubra el mundo, que Talavera sea una ciudad sin violencias LGTBIQ…pero eso sabemos que no pasará. Así que voy a pedir esto: que todas, todes y todos podamos salir de, al menos, nuestra propia guerra.

Carlos Costa, presidente de LGTBora y Carlos Costa, presidente de LGTBora Carlos Costa, presidente de LGTBora y Carlos Costa, presidente de LGTBora

- Advertisement -spot_img
spot_img
spot_img

Lo más Visto

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad